Diário "Esa Extraña Pareja"

Convide a um amigo a visitar este site
 
 
Día 16. Rabanal del Camino - Molinaseca
Jaime Figueras e José Mari
Aunque todas las etapas son interesantes la de hoy tiene el aliciente de la subida a la Cruz de Ferro, en el Monte Irago, uno de los puntos más emblemáticos del Camino.

Amanece un día glorioso. Salgo del albergue solo media hora mas tarde que Jaime y Javier pues la subida empieza inmediatamente a la salida del pueblo y mi velocidad media bajará ostensiblemente. A esta hora el paisaje es algo misterioso. Da gusto respirar el aire limpio y fresco de la alta montaña.

Aplico la sabia máxima "sube como un viejo para llegar como un joven" aunque en realidad mi organismo ya se adapta inexorablemente a ella. A ritmo de "reductora" alcanzo a mis amigos en las ruinas de Foncebadón y sigo hasta la Cruz de Ferro ( l504 mts) después de ocho kilómetros de subida sin prisa pero sin pausa.

Se cree que la cruz actual sustituye a la primitiva plantada por el ermitaño Gaucelmo, quizás, sobre un altar romano dedicado a Mercurio, dios de los caminos. Asamblea general en la explanada de la cruz. Están los maños, el matrimonio holandés, el bombero y sus amigos, el chico madrileño con gafitas , unos ciclistas vascos, el cuarteto alemán etc. Se respira una euforia total.

Empiezo a bajar hacia Molinaseca aprovechando el andadero que han hecho para evitar en lo posible la carretera local. La vegetación de estos montes redondeados sigue basándose en las grandes retamas y los arbustos de color marrón-rojizo que no se como se llaman combinados con la hierba todavía verde de primavera. Sigo pensando que León tiene unos paisajes espléndidos. En Manjarín me detengo unos minutos y soy testigo involuntario de la iniciación de una chica francesa o canadiense en los ritos templarios. Una pista de montaña me lleva a El Acebo. De repente aparece a tus pies como cuando te asomas a un escenario y ves el escenario abajo. La parte final es una trialera bastante empinada que en algunos sitios salvo prudentemente echando pie a tierra.

La Calle Real, muy pintoresca, me da la bienvenida a El Bierzo. En el mesón El Acebo, con mucho ambiente, nos tomamos unas sidras fresquísimas que saben a gloria. Nos sentamos un rato en la calle descansando y viendo desfilar peregrinos cansados y asistimos a una escena divertida.: aparece un personaje con aspecto de " tonto del pueblo " andando con pasitos cortos perseguido por una mujer muy enfadada que le va diciendo que vaya al prado a recoger la hierba. El hombre se va cabreando y al final y a voz en grito le suelta: ¡ a la hierba que le den por el culo ¡Ante nuestras risas una chica americana me pide le explique el motivo y me salgo por la tangente diciéndole que la frase tiene una traducción poco apta para señoritas.

Continuo bajando por la pista que cada vez se pone más difícil por la cantidad de piedras sueltas que tiene. Suerte que llevo suspensión delantera. El descenso se me hace larguísimo pero por fin llego a Molinaseca. Me siento en un banco a la entrada del puente románico sobre el río Meruelo a esperar que lleguen Jaime y Javier. Llega Jaime solo pues, utilizando su técnica pirenaica de descenso, ha adelantado a todo el mundo. Al cabo de un rato llega Javier con problemas en los pies.

En el refugio, a la salida del pueblo, optamos por tienda de campaña en el porche exterior. Hace mucho calor. Comemos muy bien en el Hostal Palacio viendo el partido España - Irlanda. Pimientos con anchoas y atún y filetes San Jacobo. Delirio general después del último penalti lanzado por Mendieta.

Tarde muy calurosa que invita a un remojón en el río y a una clara en la terraza de un bar al lado del puente. Javier nos comenta que sus pies van a peor. Cena de tapas y a la tienda de campaña. Como la noche es cálida no bajamos las puertas. Me cuenta Jaime a la mañana siguiente que por la noche ha dado un paseo por el prado contiguo con ánimo de evacuar líquido renal y por poco lo hace encima de un peregrino que, como Alex en la Pica d'Estats , vivaqueaba "a la fresca".

 
Enviado por Jaime Figueras.
 
Parte integrante do site Caminho de Santiago de Compostela - O Portal Peregrino
Copyright  1996-2003